Psicóloga en ávila

Sara García Martín

Si buscas un psicólogo o sientes que necesitas ayuda no lo dudes y ponte en contacto conmigo. Estaré encantada de ayudarte y escucharte.

¿Estás buscando un psicólogo en Ávila?

Mi nombre es Sara García Martín y soy una psicóloga en Ávila y colaboradora en UnPsicólogoEnMadrid.es que se dedica principalmente a la psicoterapia aplicada desde diferentes abordajes psicológicos, siempre enfocado a la psicología clínica dentro de la corriente Cognitivo-Conductual.

Contáctame y te ayudaré con tu problema

¿Tienes preguntas para tu psicólogo en Ávila?

Es habitual que en la primera toma de contacto con un psicólogo aparezcan sentimientos como el miedo o la ansiedad. No te preocupes, es normal.

Mi labor será hacerte sentir lo más cómodo o cómoda posible para crear un vínculo de confianza plena en el que este se convierta en tu espacio de seguridad y respeto y de esta forma no tengas miedo a los psicologos.

El primer paso para lograr un cambio cuando algo nos es perjudicial es ser capaz de verlo y reconocerlo. ¿Y el segundo? Pedir ayuda.

Esto dependerá de la frecuencia con la que acudas. La frecuencia ideal es una sesión semanal, especialmente al principio de la terapia. En función de la evolución y mejora de la persona las sesiones se van espaciando en el tiempo.

De todas formas cada uno decide en que puede gastarse su dinero y si realmente quiere mejorar su vida. Ir al psicólogo en Ávila no tiene por qué ser un gasto sino una inversión en salud.

Cada sesión tiene una duración aproximada de 1 hora.

La terapia tiene una duración determinada, ya que al principio de ésta plantearemos unos objetivos bien definidos. Aunque es cierto que la duración de la terapia depende de muchos factores: desde la problemática concreta hasta el compromiso de la persona.

Antes de finalizar el proceso terapéutico llevaremos a cabo un entrenamiento en prevención de recaídas.

Aun así, puede que ciertas situaciones o necesidades impulsen la vuelta a la terapia o consulta psicológica, ya que podemos encontrarnos ante nuevos retos o necesitemos automatizar ciertas estrategias.

La combinación de ambos es posible. De hecho, no es infrecuente encontrarnos con personas que reciben tratamiento farmacológico y acuden a terapia psicológica.

Las personas cambiamos cada día, por lo que podemos aprovechar estos cambios para lograr un mayor crecimiento personal.

Entonces, el cambio SÍ es posible: potenciando lo mejor de uno mismo así como identificando nuestras limitaciones para poder manejar los aspectos del día a día.

La terapia cognitivo conductual trabaja desde un enfoque en tres vertientes: lo que pienso (cogniciones), lo que siento (emociones) y lo que hago (conductas).

Tiene una base científica, demostrando que sus estrategias, técnicas y herramientas están validadas empíricamente por psicólogos expertos.

El primer día de tu cambio comienza hoy

¿Te llamo?

Utilizo cookies propias y de terceros para saber cuales de mis contenidos te interesan.    Aquí
Privacidad